linea legal logopng

Dación en pago Banco Santander: Solución hipotecaria

dacion en pago banco santander
Tabla de contenidos

La dación en pago en Banco Santander es una solución hipotecaria para familias en dificultades económicas. Consiste en cancelar la deuda entregando la vivienda al banco, que a su vez permite a la familia seguir viviendo en ella como inquilinos durante un período de tiempo determinado. Esta medida está contemplada en el Código de Buenas Prácticas, al cual se ha adherido el Banco Santander, y busca aliviar la situación de aquellos que no pueden hacer frente al pago de su hipoteca. Esta opción beneficia a las familias que se encuentran en el umbral de exclusión y busca una reestructuración de la deuda.

Otra opción a la dación en pago: el derecho a la insolvencia

Si tu intención es entregar la vivienda y liberarte de las deudas entonces presta atención a lo que te vamos a explicar.

Una dación en pago puede parecer una buena solución, pero existe una solución mucho mejor.

La dación en pago tiene dos problemas grandes:

  1. El primero es que es algo que negocias con el banco Santander. Tú no puedes hacer una dación en pago si el banco Santander no quiere. No puedes obligar al banco Santander a que se quede con tu vivienda a cambio de la deuda.
  2. El segundo problema, es que muchas veces el banco acepta la dación en pago de la vivienda pero ésta no cubre el total de la deuda, por lo cual, acabas entregando tu vivienda y además te queda un remanente de deuda.

Si lo que quieres es liberarte al 100% de la hipoteca entones la figura jurídica a la que debes acogerte es el derecho de la insolvencia. Este mecanismo legal permite entregar tu vivienda y quedar exonerado de toda la hipoteca. Y no sólo eso, sino que también quedas perdonado del resto de préstamos personales que no puedas pagar.

Es una figura legal que está establecida para ayudar las personas que no pueden pagar sus deudas.

Si te interesa esta opción podemos ayudarte, rellena nuestro formulario y te ayudaremos.

¿Te cuesta Pagar tus Deudas?

Cancela toda la Deuda que no puedas pagar gracias al trámite Europeo. 

Contacta con nosotros y te explicamos cómo hacerlo.

Dación en pago en Banco Santander

1.1 Definición y concepto de dación en pago

La dación en pago es un mecanismo que permite cancelar la deuda hipotecaria entregando la vivienda al Banco Santander. En este sentido, la entidad acepta el inmueble como forma de cancelación total o parcial de la deuda contraída por el prestatario.

1.2 Medidas previstas para deudores hipotecarios

Para brindar apoyo a los deudores hipotecarios en situación económica extrema, el Banco Santander ha implementado una serie de medidas. Estas incluyen la reestructuración de la deuda, que implica un periodo de carencia en la amortización del capital, así como un tipo de interés reducido y la ampliación del plazo de amortización hasta un máximo de 40 años.

1.3 Beneficios de la dación en pago para las familias

La dación en pago  del banco santander representa una solución para aquellas familias que no pueden afrontar el pago de su hipoteca. Al cancelar la deuda entregando la vivienda, se les brinda la oportunidad de liberarse de una carga financiera y comenzar de nuevo. Además, tienen la posibilidad de seguir viviendo en la propiedad en régimen de alquiler durante un periodo de tiempo determinado.

1.4 Experiencia del Banco Santander en aplicar la dación en pago

El Banco Santander ha demostrado su compromiso con los deudores hipotecarios al aplicar la dación en pago en casos de extrema necesidad. A través de esta medida, ha buscado ofrecer una solución viable y humanitaria a aquellos que se encuentran en situaciones económicas difíciles. La implementación exitosa de la dación en pago ha beneficiado a numerosas familias y contribuido a aliviar su carga financiera.

1.5 Requisitos para la dación en pago en Banco Santander

Para que un cliente pueda acceder a la dación en pago en Banco Santander, es necesario cumplir con una serie de requisitos que la entidad financiera establece. Estos requisitos están diseñados para evaluar la viabilidad de la operación tanto para el banco como para el cliente. A continuación, se detallan los requisitos específicos que deben cumplir los deudores que deseen optar por esta solución:

  1. Titularidad de la Propiedad: El deudor debe ser el titular legal del inmueble que se propone para la dación en pago. Debe presentar la escritura de propiedad y el último recibo del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI) que acredite su titularidad.
  2. Hipoteca con Banco Santander: La hipoteca del inmueble debe estar contratada con Banco Santander. El cliente deberá presentar la documentación que acredite la hipoteca y el estado actual de la deuda.
  3. Situación de Impago: El deudor debe encontrarse en una situación de impago o prever que no podrá hacer frente a las cuotas futuras debido a circunstancias económicas adversas.
  4. Documentación Económica: Es necesario presentar documentación que acredite la situación económica del deudor, incluyendo ingresos, gastos, patrimonio y cualquier otra deuda existente. Esto puede incluir nóminas, declaraciones de la renta, certificados de desempleo, entre otros.
  5. No Disponibilidad de Otros Bienes: El deudor debe demostrar que no posee otros bienes o activos que puedan ser utilizados para saldar la deuda antes de recurrir a la dación en pago.
  6. Informe de Tasación: Se requiere un informe de tasación actualizado del inmueble, realizado por una empresa homologada, que determine el valor de mercado de la propiedad.
  7. Ausencia de Cargas o Limitaciones: El inmueble ofrecido para la dación en pago no debe tener cargas o limitaciones que impidan la transmisión de la propiedad, tales como embargos, hipotecas adicionales o derechos de terceros.
  8. Acuerdo de Dación en Pago: El deudor debe aceptar las condiciones del acuerdo de dación en pago propuesto por Banco Santander, que incluirá los términos de liberación de la deuda y la transmisión de la propiedad.

Es importante destacar que el cumplimiento de estos requisitos no garantiza la aceptación de la dación en pago por parte de Banco Santander, ya que cada caso se evaluará de manera individual. Además, el banco puede solicitar documentación o requisitos adicionales según las circunstancias particulares de cada cliente.

1.6 Proceso de solicitud de dación en pago

El proceso de solicitud de dación en pago en Banco Santander es un procedimiento estructurado que permite al deudor hipotecario transferir la propiedad de su inmueble al banco como forma de cancelar su deuda pendiente. A continuación, se detallan los pasos que generalmente se deben seguir para iniciar y completar este proceso:

  1. Contacto Inicial con el Banco: El deudor debe ponerse en contacto con Banco Santander para expresar su interés en la dación en pago. Esto se puede realizar a través de los canales de atención al cliente del banco, ya sea por teléfono, correo electrónico o de manera presencial en una de sus sucursales.
  2. Asesoramiento: Es recomendable que el deudor busque asesoramiento legal y financiero independiente para comprender completamente las implicaciones de la dación en pago y asegurarse de que es la mejor opción para su situación.
  3. Presentación de Documentación: El deudor deberá presentar la documentación requerida por el banco, que puede incluir, pero no se limita a:
  • Documento Nacional de Identidad (DNI) o Tarjeta de Residencia.
  • Escrituras de propiedad del inmueble.
  • Últimas nóminas o declaración de la renta para acreditar su situación económica.
  • Documentación que acredite la situación de insolvencia o incapacidad para hacer frente a la deuda.
  1. Estudio de Viabilidad: Banco Santander realizará un estudio de viabilidad para determinar si la dación en pago es una opción adecuada. Este estudio incluirá el análisis de la situación financiera del deudor y la valoración del inmueble.
  2. Valoración del Inmueble: El banco procederá a realizar una tasación del inmueble para determinar su valor de mercado. Esta tasación será llevada a cabo por una empresa independiente certificada.
  3. Propuesta de Acuerdo: Si la dación en pago es considerada viable, Banco Santander presentará una propuesta de acuerdo al deudor, que incluirá los términos y condiciones bajo los cuales el banco aceptaría la propiedad como pago de la deuda.
  4. Firma del Acuerdo: En caso de que ambas partes estén de acuerdo con los términos propuestos, se procederá a la firma del acuerdo de dación en pago. Este acuerdo deberá ser formalizado ante notario.
  5. Cancelación de la Deuda: Una vez firmado el acuerdo y transferida la propiedad al banco, la deuda hipotecaria se considerará cancelada. El banco procederá a realizar las gestiones necesarias para liberar al deudor de cualquier obligación pendiente relacionada con la hipoteca.

Es importante destacar que cada caso es único y el proceso puede variar en función de las circunstancias particulares del deudor y las políticas internas de Banco Santander. Además, el deudor debe estar consciente de que la dación en pago puede tener implicaciones fiscales y legales que deben ser consideradas antes de tomar una decisión.

1.7 Evaluación de la Propiedad por Banco Santander

La evaluación de la propiedad es un paso crítico en el proceso de dación en pago con Banco Santander. Esta fase implica una valoración exhaustiva del inmueble que se propone para saldar la deuda pendiente. El objetivo es determinar si el valor de la propiedad cubre el monto adeudado por el deudor al banco.

Banco Santander, en cumplimiento de la normativa española, requiere que la tasación de la propiedad sea realizada por una empresa de tasación homologada e independiente. Este procedimiento asegura que la valoración sea objetiva y refleje el valor real de mercado del inmueble.

  1. Selección de la Empresa Tasadora: El banco proporcionará una lista de empresas tasadoras homologadas entre las cuales el deudor podrá elegir.
  2. Inspección del Inmueble: Un tasador profesional visitará la propiedad para realizar una inspección detallada. Esta inspección incluirá la evaluación de la ubicación, el estado de conservación, las características constructivas, y las posibles cargas o limitaciones que afecten al inmueble.
  3. Análisis de Mercado: Se realizará un estudio de mercado para comparar la propiedad con inmuebles similares recientemente vendidos o en venta en la misma zona.
  4. Informe de Tasación: La empresa tasadora emitirá un informe detallado que refleje el valor de tasación del inmueble. Este informe debe cumplir con los estándares de tasación establecidos por la legislación española.
  • Valor de Tasación vs. Deuda: Si el valor de tasación es inferior al monto de la deuda, Banco Santander puede no aceptar la dación en pago o puede requerir que el deudor abone la diferencia.
  • Actualización de la Tasación: La tasación tiene una validez temporal. Si el proceso de dación en pago se extiende más allá de este periodo, puede ser necesario realizar una nueva tasación.

Los costos de la tasación son generalmente asumidos por el deudor, a menos que Banco Santander decida asumirlos como parte de su política de dación en pago o en situaciones excepcionales.

El deudor deberá proporcionar toda la documentación necesaria para la tasación, incluyendo escrituras de propiedad, notas simples del registro, planos catastrales, y cualquier otro documento que pueda influir en la valoración del inmueble.

La evaluación de la propiedad por Banco Santander es un proceso riguroso que busca proteger tanto los intereses del banco como los del deudor. Una tasación precisa y conforme a la normativa vigente es esencial para avanzar hacia un acuerdo de dación en pago satisfactorio para ambas partes.

1.8 Acuerdo de Dación en Pago con Banco Santander

Una vez que el deudor ha cumplido con todos los requisitos previos y ha pasado por el proceso de solicitud y evaluación de la propiedad, se procede a la formalización del acuerdo de dación en pago con Banco Santander. Este acuerdo es un documento legal mediante el cual el deudor transfiere la propiedad del inmueble al banco para saldar la deuda hipotecaria pendiente.

El acuerdo de dación en pago debe contener ciertos elementos clave para garantizar su validez y eficacia:

  • Identificación de las Partes: Debe constar claramente la identificación del deudor y del Banco Santander, incluyendo los datos personales y de contacto de ambas partes.
  • Descripción del Bien: Se debe incluir una descripción detallada del inmueble objeto de la dación en pago, incluyendo su ubicación, características físicas, y datos registrales.
  • Estado de Cargas del Inmueble: Se debe hacer constar el estado de cargas del inmueble, asegurándose de que no existan gravámenes o limitaciones que impidan la transmisión de la propiedad.
  • Monto de la Deuda: Debe especificarse el monto total de la deuda que se salda con la dación en pago, incluyendo el capital pendiente, intereses, y cualquier otro gasto asociado.
  • Condiciones de la Transmisión: El acuerdo debe detallar las condiciones bajo las cuales se realiza la transmisión de la propiedad, incluyendo la renuncia a cualquier acción futura relacionada con la deuda hipotecaria.
  • Fecha y Lugar de Firma: Se debe establecer la fecha y el lugar donde se firma el acuerdo, así como la notaría donde se elevará a público el contrato de dación en pago.

El procedimiento de firma del acuerdo de dación en pago con Banco Santander suele seguir los siguientes pasos:

  1. Revisión del Contrato: Antes de la firma, el deudor debe revisar detenidamente el contrato de dación en pago, preferentemente con la asistencia de un asesor legal.
  2. Firma ante Notario: El acuerdo debe ser firmado por ambas partes ante un notario público para otorgarle carácter oficial y para que el notario certifique la identidad de las partes y el contenido del acuerdo.
  3. Inscripción en el Registro de la Propiedad: Tras la firma, es necesario inscribir el cambio de titularidad del inmueble en el Registro de la Propiedad correspondiente para que la dación en pago surta efectos frente a terceros.
  • Asesoramiento Legal: Se recomienda que el deudor obtenga asesoramiento legal independiente antes de firmar el acuerdo para asegurarse de que comprende todas las implicaciones legales y financieras.
  • Negociación de Términos: El deudor puede intentar negociar ciertos términos del acuerdo con Banco Santander, como la posibilidad de alquilar el inmueble tras la dación en pago o la eliminación de cláusulas que puedan ser perjudiciales.

La firma del acuerdo de dación en pago con Banco Santander representa el último paso en el proceso de dación en pago, culminando con la transmisión de la propiedad del inmueble al banco y la extinción de la deuda hipotecaria. Es esencial que el deudor esté plenamente informado y asesorado durante este proceso para proteger sus intereses.

1.9 Obligaciones del Banco Santander en la Dación en Pago

El Banco Santander, como entidad financiera que opera en el territorio español, está sujeto a una serie de obligaciones legales y contractuales en el proceso de dación en pago. Estas obligaciones están diseñadas para proteger tanto los intereses del banco como los del deudor. A continuación, se detallan las principales responsabilidades que el Banco Santander debe cumplir en el marco de un acuerdo de dación en pago:

  1. Transparencia: El Banco Santander debe proporcionar al deudor toda la información relevante sobre el proceso de dación en pago, incluyendo las consecuencias legales y fiscales, de manera clara y comprensible.
  2. Valoración Justa: La entidad está obligada a realizar una valoración justa y objetiva de la propiedad que se ofrece como dación en pago. Esta valoración debe ser realizada por un tasador independiente y acreditado, siguiendo los criterios de mercado y las regulaciones vigentes.
  3. Negociación de Buena Fe: El banco debe negociar de buena fe con el deudor para llegar a un acuerdo que sea justo y equitativo para ambas partes.
  4. Formalización del Acuerdo: Una vez alcanzado un acuerdo, el Banco Santander debe formalizarlo mediante un contrato de dación en pago, que debe ser firmado ante notario. Este contrato debe reflejar todos los términos y condiciones acordados, incluyendo la liberación total o parcial de la deuda pendiente.
  5. Cancelación de Cargas: Tras la formalización del acuerdo, el banco tiene la obligación de cancelar las cargas hipotecarias y cualquier otro gravamen que pese sobre la propiedad, una vez que esta haya sido transferida al banco.
  6. Protección de Datos: El Banco Santander debe garantizar la protección de los datos personales del deudor, de acuerdo con la normativa de protección de datos de carácter personal.
  7. Cumplimiento de la Normativa: La entidad debe asegurarse de que todo el proceso de dación en pago cumple con la normativa hipotecaria y de protección al consumidor aplicable en España.
  8. No Discriminación: El banco no debe discriminar a ningún deudor en el proceso de dación en pago por razones de nacionalidad, sexo, raza, religión o cualquier otra circunstancia personal o social.
  9. Asesoramiento: Aunque no es una obligación legal, es una buena práctica que el Banco Santander ofrezca o recomiende asesoramiento independiente al deudor para que este pueda tomar una decisión informada.
  10. Registro de la Propiedad: Finalmente, el Banco Santander debe inscribir la transmisión de la propiedad en el Registro de la Propiedad, completando así el proceso de dación en pago y asegurando la correcta transferencia de la titularidad.

El cumplimiento de estas obligaciones por parte del Banco Santander es fundamental para garantizar la legalidad, equidad y transparencia del proceso de dación en pago, y para mantener la confianza en el sistema financiero español.

Código de Buenas Prácticas y su aplicación en Banco Santander

El Banco Santander ha decidido adherirse voluntariamente al Código de Buenas Prácticas aprobado por el Gobierno, el cual establece medidas urgentes de protección de deudores hipotecarios sin recursos. Esta adhesión demuestra el compromiso de la entidad financiera en aliviar la situación económica y social de las familias en riesgo de exclusión.

Descripción del Código de Buenas Prácticas

El Código de Buenas Prácticas, incluido como anexo al Real Decreto-ley 6/2012, tiene como objetivo principal reestructurar la deuda hipotecaria de aquellas familias que se encuentran en situación económica extrema y no pueden afrontar el pago de la hipoteca de su vivienda habitual.

Adhesión de Banco Santander al Código

En vista de la importancia de brindar apoyo a los deudores hipotecarios más vulnerables, Banco Santander se ha sumado al Código de Buenas Prácticas. Esta decisión muestra el compromiso de la entidad con la responsabilidad social y su voluntad de buscar soluciones para las familias en dificultades económicas.

Ventajas fiscales para las entidades bancarias

Una de las contrapartidas que las entidades bancarias obtienen al adherirse al Código de Buenas Prácticas radica en la posibilidad de considerar como ‘gasto fiscalmente deducible‘ las pérdidas derivadas de las medidas contempladas en el código. Esto supone un alivio financiero para las entidades que implementan estas medidas y contribuye a su sostenibilidad económica.

Reestructuración de la deuda hipotecaria

Proceso de reestructuración de la deuda

La reestructuración de la deuda hipotecaria es una medida contemplada en el Código de Buenas Prácticas que busca ayudar a las familias en situación económica extrema a hacer frente al pago de su hipoteca. Este proceso implica la modificación de los términos y condiciones del préstamo para adecuarlo a la realidad financiera del deudor.

En primer lugar, se establece un periodo de carencia en la amortización del capital durante cuatro años. Esto significa que el deudor no tendrá que hacer ningún pago de capital durante ese tiempo, lo que le brinda un alivio económico inmediato.

Además, se establece un tipo de interés del Euribor +0,25 puntos, que ayuda a reducir la carga financiera de las familias al obtener un interés más favorable. Esta medida contribuye a la estabilidad económica y permite a los deudores hacer frente a sus pagos mensuales de manera más sostenible.

Periodo de carencia y condiciones financieras

La reestructuración de la deuda hipotecaria también contempla la ampliación del plazo de amortización hasta un máximo de 40 años. Esta extensión del plazo permite reducir la cuota mensual, lo que facilita el cumplimiento de los pagos por parte de los deudores.

Es importante destacar que si la cuota resultante a pagar supera el 60% de los ingresos de la unidad familiar, las entidades financieras pueden optar por asumir una quita de parte del capital pendiente de pago. Esta medida alivia aún más la carga económica de las familias en situación más vulnerable.

Quiebra de parte del capital pendiente de pago

Situaciones en las que se puede aplicar la quita

La quita de parte del capital pendiente de pago puede aplicarse en determinadas situaciones que implican una dificultad extrema para el deudor hipotecario. Estas situaciones pueden incluir la pérdida de empleo, la reducción significativa de los ingresos familiares, enfermedades graves o cualquier otro imprevisto que genere una situación económica adversa.

Es importante destacar que la aplicación de la quita queda a criterio de la entidad bancaria, la cual evaluará cada caso de manera individual. El objetivo es brindar una solución viable y justa para el deudor que tenga dificultades para cumplir con el pago de su hipoteca.

Impacto de la quita en la deuda hipotecaria

La quita de parte del capital pendiente de pago tiene un impacto significativo en la deuda hipotecaria. Esto implica una reducción del monto total adeudado por el hipotecado al banco, aliviando así su carga económica. La entidad financiera puede decidir eliminar una parte del capital pendiente, lo cual disminuirá la deuda total y facilitará la viabilidad financiera del deudor.

Es importante tener en cuenta que la quita no exime al deudor hipotecario de sus compromisos económicos, pero sí reduce el monto a pagar y proporciona un alivio financiero considerable. Asimismo, la entidad bancaria establecerá las condiciones y plazos para la devolución del capital ajustado, con el objetivo de lograr un equilibrio entre los intereses del deudor y los del banco.

  • Reducción del monto total adeudado
  • Alivio económico para el deudor hipotecario
  • Establecimiento de nuevas condiciones y plazos de devolución del capital

Dación de la vivienda como forma de cancelación de la deuda

Descripción de la dación de la vivienda

La dación en pago de Banco Sanatnder es un mecanismo mediante el cual, en situaciones de dificultades económicas extremas, la vivienda se entrega al Banco Santander como cancelación de la deuda hipotecaria. En este proceso, la propiedad pasa a ser del banco, permitiendo que la familia continúe habitando la vivienda en régimen de alquiler.

Condiciones para continuar habitando la vivienda en régimen de alquiler

Una vez realizada la dación en pago, el Banco Santander ofrece la posibilidad de que la familia siga viviendo en la misma vivienda bajo un contrato de alquiler. Esta opción brinda estabilidad y evita el desahucio, permitiendo que la familia pueda mantener su hogar durante un período de tiempo determinado, dando así una solución habitacional a largo plazo.

Experiencia de Banco Santander y CatalunyaCaixa en aplicar la dación en pago

Tanto Banco Santander como CatalunyaCaixa han aplicado la dación en pago a numerosas familias que no podían afrontar el pago de su hipoteca. Estas entidades han brindado soluciones personalizadas, convirtiendo hipotecas impagadas en contratos de alquiler, asegurando así la continuidad y estabilidad residencial de las familias en dificultades económicas desde el año 2008.

Preguntas frecuentes sobre la dación en pago en Banco Santander

¿Quiénes pueden acogerse a la dación en pago?

La dación en pago en Banco Santander está dirigida a aquellas familias que se encuentran en situación económica extrema y no pueden hacer frente al pago de su hipoteca. Está diseñada para brindar una solución a aquellos deudores hipotecarios sin recursos que se encuentran dentro del umbral de exclusión establecido en el Código de Buenas Prácticas.

¿Cuáles son los requisitos para solicitar la dación en pago?

Para poder solicitar la dación en pago en Banco Santander, es necesario cumplir con ciertos requisitos establecidos por el Código de Buenas Prácticas. Entre ellos se encuentran la demostración de una situación económica extrema, la imposibilidad de pagar la hipoteca y encontrarse dentro del umbral de exclusión. Cada situación será evaluada de forma individual para determinar la elegibilidad.

¿Cómo se realiza el proceso de dación en pago?

El proceso de dación en pago implica la entrega de la vivienda al Banco Santander como forma de cancelación de la deuda hipotecaria. Una vez que se ha solicitado y se ha comprobado la elegibilidad, se llevará a cabo un procedimiento en el cual se firma un acuerdo entre el deudor y la entidad financiera estableciendo los términos y condiciones de la dación.

¿Cuáles son los derechos y obligaciones del prestatario?

El prestatario que opta por la dación en pago en Banco Santander tiene el derecho de cancelar su deuda entregando la vivienda. A su vez, podrá continuar habitando la vivienda en régimen de alquiler por un período determinado. Por otro lado, es importante tener en cuenta que existen ciertas obligaciones, como cumplir con los términos del acuerdo establecido y abonar las cuotas de alquiler correspondientes.

¿Qué sucede después de la dación en pago?

Después de la dación en pago, el prestatario ya no será responsable de la deuda hipotecaria. En el caso de Banco Santander, la entidad permitirá que la familia continúe habitando la vivienda en régimen de alquiler por un período determinado. Esto brinda estabilidad y tiempo para reorganizar la situación económica y buscar una solución a largo plazo.

Referencias

A continuación, se presentan algunas referencias relevantes relacionadas con el tema de la dación en pago en Banco Santander:

  • Ley 1/2013, de medidas para reforzar la protección a los deudores hipotecarios, reestructuración de deuda y alquiler social.
  • Código de Buenas Prácticas, aprobado por el Gobierno, para proteger a los deudores hipotecarios sin recursos.
  • Anexo del Real Decreto-ley 6/2012, que establece un esquema para reestructurar la deuda hipotecaria.
  • Instrucción 3/2014, de 27 de marzo, del Banco de España, sobre la aplicación de determinadas medidas establecidas en la Ley 1/2013.
  • Informes sobre la implementación del Código de Buenas Prácticas por parte de Banco Santander y CatalunyaCaixa.
  • Audiencia Pública sobre la reestructuración de la deuda hipotecaria y la dación en pago.
  • Información actualizada de Banco Santander y CatalunyaCaixa sobre sus programas de dación en pago y medidas de apoyo a los deudores.

Estas referencias proporcionan mayor detalle sobre la normativa vigente y las medidas específicas implementadas por Banco Santander en relación con la dación en pago. Se recomienda su consulta para obtener información más completa y actualizada.

¿Te cuesta Pagar tus Deudas?

Cancela toda la Deuda que no puedas pagar gracias al trámite Europeo. 

Contacta con nosotros y te explicamos cómo hacerlo.

Contacta con nosotros

Últimas entradas

¿Quieres cancelar tus deudas sin PAGARLAS?

¿Quieres cancelar tus deudas sin PAGARLAS?